Cosas mías, Curiosidades

Anime y literatura (VI): Coproducciones eurojaponesas

¡Tachán! Aquí llega un nuevo post sobre anime y literatura. Sigo dejando en pausa las producciones del World Masterpiece Theater para hablaros en esta entrada de aquellas series de animación basadas en literatura juvenil que fueron coproducidas entre Japón y otros países europeos, principalmente España y Alemania, aunque también trabajaron para otros países. Veréis que muchas de estas series aquí fueron muy famosas, pero algunas de ellas no me parecían japonesas, y otras desconocía que eran adaptaciones de novelas hasta hace poquito. ¡Comenzamos!


La abeja Maya (1975)

¿De qué va? – La historia se centra en las aventuras de Maya, una joven abeja inquieta, aventurera y preguntona, que tiene que desenvolverse en un entorno plagado de todo tipo de insectos y demás bichos. Maya es enviada por la abeja reina a buscar polen para su colmena. Esa tarea la realiza junto a su inseparable amigo Willie y el elegante saltamontes Flip.

Un poco de historia – Producida por la compañía japonesa Nippon Animation, con la colaboración de la compañía alemana Zweites Deutsches Fernsehen (ZDF) y de la austriaca Österreichischer Rundfunk (ORF), la serie cuenta con 52 episodios y fue emitida por primera vez en Japón entre abril de 1975 y abril de 1976 por la cadena TV Asahi. En TVE se emitió en 1978 por primera vez y luego fue reemitida bastantes veces hasta que en una de ellas me llegó a mí y guardo buen recuerdo de la serie. En especial de la canción, las voces de sus personajes que recuerdo con cariño y algunos capítulos en concreto como el de la araña. Siempre me dio rabia Willie… Hay que reconocer el mérito de hacer una serie con insectos que te caigan bien. Hasta la araña Tekla (malvada) me parecía un buen personaje. La serie cuenta con una continuación, Las nuevas aventuras de la abeja Maya, y un remake que comenzó a emitirse en 2012 con animación 3D (cada vez más habitual).

¿En qué se basa? – Hasta hace unos cuantos años no supe que en realidad la serie se basaba en una novela. Me la encontré en el Mercat de Sant Antoni de segunda mano, pero no llegué a comprármela porque era muy vieja, y por suerte ahora hay nuevas ediciones. Se trata de Die abenteuer der biene Maja (Las aventuras de la abeja Maya), de Waldemar Bonsels (1880–1952), y hace poco que un estudio de la Universidad de Munich lo consideró “peligroso”, en el sentido de que las ideas de Bonsels consideradas filonazis podrían estar retratadas en el libro (sociedad colmena = totalitarismo; las avispas son el enemigo = antisemitismo…). Sin haber leído el libro, creo que es algo exagerado, porque precisamente Maya se individualiza en todo momento, era todo bondad, y cuando tenía que hacerlo, actuaba al margen de todo lo demás siguiendo su instinto, así que esta teoría no la veo clara… Pero claro, quizá en el libro es diferente…


Vicky el vikingo (1977)

¿De qué va? – La serie narra las aventuras de los habitantes de una pequeña aldea vikinga llamada Flake (situada entre Suecia y Noruega). Su protagonista es Vicky, el hijo del jefe del poblado, Halvar. Vicky es un niño pelirrojo, de poca estatura, enclenque y miedoso; todo lo contrario de lo que se esperaba de un guerrero vikingo (lo que a veces avergüenza a su padre), pero en cambio destaca por su gran inteligencia e imaginación. Estas características que le hacen diferente al resto de los vikingos las aprecia mejor que nadie su madre Ylva, y son las que atraen a su amiguita, Ylvie, y gracias a ellas siempre resuelve los problemas de la tribu.

Un poco de historia – La serie fue una producción de la compañía japonesa Nippon Animation para la cadena alemana ZDF. Su tono de comedia se alejaba bastante de otras series de éxito del mismo estudio (Heidi o Marco). En España empezó a emitirse en 1975. Consiguió ser una de las series de dibujos animados más populares de su época y se repuso en numerosas ocasiones. En una de ellas la vi de pequeña y me encantaba la estructura de cada capítulo en la que se presentaba un problema y a Vicky le llegaba la epifanía mientras se rascaba la nariz de esa forma tan característica.

¿En qué se basa? – La serie está basada en el personaje creado por el escritor sueco Runer Jonsson (1916-2006), cuya popularidad se debe a esta obra infantil: Wickie el vikingo. Jonsson trabajó desde los trece años para el periódico Nybro Tidning​ donde trabajó convirtiéndose en 1936, a los 19 años, en su único redactor. Su crítica del nazismo en los años 40 fue muy valiente y también escribió artículos para otros periódicos en este sentido. Como autor escribió más de 50 libros, pero el más destacado fue el que se ha descrito ya y otro libro para jóvenes, Edad de Bronce (Ulme från Öland).


Ruy, el pequeño Cid (1980)

¿De qué va? – La historia trata sobre la imaginaria infancia llena de aventuras del personaje histórico Rodrigo Díaz de Vivar, el Cid Campeador, en la Castilla del siglo XI. Al comienzo de cada capítulo se desarrollaba una introducción histórica del momento: el rey Fernando I, siempre embarcado en empresas bélicas contra el resto de reinos peninsulares, había unificado el Reino de Castilla con el de León, cosa que no aceptaron de buen grado todos los nobles leoneses. Mientras, el pequeño Rodrigo sueña con ser un bravo caballero.

Un poco de historia – Producida en 1980 por Nippon Animation con BRB Internacional, asociada con Televisión Española, la serie obtuvo un gran éxito entre el público infantil. Un dato que me parece curioso es que en España se emitió en 1980 y en Japón cuatro años más tarde. En TVE-2 la repusieron en 1985, pero no tengo constancia de más emisiones y yo no la llegué a ver.

¿En qué se basa? – La leyenda del Cid Campeador, figura clave en lo que conocemos como la “Reconquista”, se ha propagado con los siglos por documentos conservados de la época, fuentes árabes, crónicas cristianas… pero creo que la obra más conocida es el Cantar de Mio Cid, un cantar de gesta del siglo XII, anónimo, inspirado en los hechos de la última parte de su vida. Después, también ha sido objeto de retellings varios, desde la novela juvenil de Joseph Lacier (pseudónimo de José Repollés Aguilar) a la última novela de Arturo Pérez-Reverte SIDI.


D’Artacan y los tres mosqueperros (1982)

¿De qué va? – D’Artacán parte hacia París para convertirse en un “mosqueperro” y servir al Rey, y allí conoce a los tres mosqueperros Amis (Aramis), Pontos (Athos) y Dogos (Porthos) y con ellos vive sus aventuras luchando contra los malvados planes del cardenal Richelieu. Se enamora de Julieta (Constance Bonacieux), sobrina del señor Bonancieux y doncella de confianza de la reina.

Un poco de historia – La serie se realizó en 1981 en los estudios Nippon Animation​ en Japón, donde comenzó a emitirse el 9 de octubre de 1981. Un año después de su estreno, fue exportada a España y otros países por BRB Internacional. Se emitió por primera vez en Televisión Española en octubre de 1982 y continuando actualmente en emisión en distintas cadenas y plataformas vía Internet como YouTube y Netflix. Esta serie me encantaba de pequeña: sus aventuras, sus dosis de humor, sus personajes… Se llegó a producir todo tipo de merchandising en su momento de más popularidad. Hay una continuación, producida en 1990, llamada El retorno de D’Artacan, donde d’Artacán y Juliette viven en París con sus hijos.

¿En qué se basa? – Por supuesto, esta serie está basada en la obra Los tres mosqueteros, de Alejandro Dumas. Aunque pueda llevar a confusión el tema de la “perrización” de los nombres, creo que se trata de una buena adaptación de la novela para niños, con bastantes detalles que cuando has leído la obra original te hacen gracia. La segunda parte está basada en la obra El vizconde de Bragelonne (tercera y última parte de las novelas de D’Artagnan).


La vuelta al mundo de Willy Fog (1983)

¿De qué va? – Willy Fog (apostador) es un caballero inglés que se juega la mitad de su fortuna contra el director del banco de Inglaterra y otros socios del Reform Club de Londres a que consigue dar la vuelta al mundo en 80 días, partiendo y volviendo a la ciudad de Londres en ese tiempo. Acompañado de su mayordomo Rigodón y el amigo de éste, Tico (el campeón), se embarca en su viaje alrededor del Mundo, en el que conocerá a la princesa Romy (dulce y fiel), y en la que ocurrirán un sinfín de aventuras y contratiempos con el fin de intentar llevar a cabo con éxito su apuesta.

Un poco de historia – Tras el éxito de D’Artacán, se quiso repetir la fórmula en la que los dibujos animados los realizaron en Nippon Animation, pero bajo encargo de BRB Internacional, asociada a Televisión Española. La serie fue emitida por La 1 de TVE los domingos entre enero y julio de 1984 y fue reemitido varias veces en el mismo canal y en La 2, emitiéndose también a través de la señal internacional de TVE. En 2012, se volvió a emitir en el canal Panda, disponible en plataformas televisivas de pago. En Japón se emitió del 10 de octubre de 1987 al 26 de marzo de 1988 por la cadena TV Asahi y asociadas. Para mí, lo mejor de la serie eran sus canciones (¡tú sílbame!) interpretadas por Mocedades.

¿En qué se basa? – Otra adaptación de una obra francesa. En esta ocasión hablamos de La vuelta al mundo en 80 días de Julio Verne, y una vez más convierten los personajes en animales antropomorfizados y les cambian los nombres, con lo que cuando leí la novela se me hacía raro llamar Phileas a Willy y Passepartout a Rigodón… Años más tarde, BRB produjo una segunda parte basada en las novelas del mismo autor, Julio Verne, Viaje al centro de la Tierra y 20.000 leguas de viaje submarino compiladas bajo el título de Willy Fog 2, pero con otro productor animado, menor impacto público y menor fidelidad (todavía) a las obras originales.


Alicia en el País de las Maravillas (1983)

¿De qué va? – Un día, en un viaje a la ciudad con su madre, Alicia, una niña de 7 años, compra un viejo sombrero en una tienda de antigüedades. Dentro encuentra a un conejo llamado Benny (Benny Bunny) que proviene del País de las Maravillas. Un día Alicia descubre a Herald, el tío de Bunny y tras seguirlo hasta una madriguera, cae en su interior llegando al País de las Maravillas donde conoce a varios personajes como el Gato Sonriente o la malvada Reina de Corazones.

Un poco de historia – Fue emitida inicialmente por la compañía japonesa NHK Network desde marzo de 1983 a octubre de 1984 . La serie fue una coproducción germano-japonesa entre Nippon Animation y Apollo Films y consta de 52 capítulos, de los que 26 se hicieron para Estados Unidos. En España se emitió en 1986 en TVE1 y yo recuerdo haberla visto, sobre todo por la canción del principio, pero supongo que debió de ser en alguna reemisión de la serie (fue emitida de nuevo en Telecinco años más tarde). Para más detalles, una chica se puso en contacto conmigo para hablar de la serie a través del blog y compartió una web muy completa sobre este anime casi olvidado: https://alicia1986.jimdofree.com/. ¡Os la recomiendo!

¿En qué se basa? – No es ningún misterio: aunque seguramente todos tengamos en mente la versión de Disney de esta historia, este anime también se basa en Alicia en el País de las maravillas de Lewis Carroll (18321898), aunque dándole un enfoque diferente, ya que Alicia va durante el día al País de las Maravillas para volver por la noche habiendo aprendido una nueva lección, así que estamos hablando de una adaptación bastante libre. Cuando hablé del libro en las antípodas de este blog, ya comenté que me decepcionó enormemente, sobre todo por las dobles intenciones que me parecieron captar en Carroll, así que no me extenderé mucho más en su historia, por mucho que me sigan gustando sus adaptaciones.


Marcelino, pan y vino (2000)

¿De qué va? – Doy un salto en el tiempo para presentaros la última colaboración de este tipo entre Japón y España de la que tengo noticia: la versión animada de Marcelino, pan y vino. Marcelino es un niño que vive en un convento, criado por frailes. El pequeño no conoce a su madre y desea saber de su paradero. Junto a los animales del bosque, los frailes, el doctor Mateo, el mago Jueves y su gran amiga protectora, la gitanilla Candela, vivirá mil aventuras en busca de su madre.

Un poco de historia – Viptoons, PMMP y Nippon Animation encabezaron la coproducción internacional de Marcelino, pan y vino, un proceso largo coordinado desde España. La serie fue dirigida por Xavier Picard (autor de la serie de dibujos El Rey Arturo y los Caballeros de la Justicia) y Santiago Moro (La familia Telerín). La Primera emitió la serie en fines de semana y después fue reemitida por La 2. En el proceso de producción intervinieron países como Francia, Italia y México, además de Japón. Aunque tengo la imagen animada de Marcelino muy vista, supongo que la serie me pilló ya mayor y no la seguí.

¿En qué se basa? – Seguramente todos conocéis, aunque sea de oídas, la famosa película española Marcelino, pan y vino, dirigida por Ladislao Vajda, pero yo al menos no sabía que estaba basada en un libro. Se trata de un relato escrito por José María Sánchez Silva (1911-2002), que escribió el cuento en 1953 y al año siguiente ya tuvo su versión cinematográfica que fue un gran éxito internacional. Silva obtuvo el premio nacional de literatura en 1957 y retomó el personaje de Marcelino en Historias menores de Marcelino Pan y Vino y Aventuras en el cielo de Marcelino Pan y Vino. Ganador del premio Andersen en 1968 (único español en obtenerlo), fue el autor de ¡Adiós, Josefina! que curiosamente también tiene adaptación animada japonesa: La ballena Josefina, emitida según tengo entendido en Latinoamérica pero no aquí en España.


¡Y hasta aquí las series de hoy! Nos vemos dentro de dos meses donde, ya sí, retomaré las obras de la World Masterpiece Theater, acercándonos a una época más reciente, con series que no he visto, pero cuyas historias conoceremos seguramente al tratarse de algunos grandes clásicos de la literatura. ¡Hasta entonces!

つづく (Continuará…)

Sonia López

11 comentarios en “Anime y literatura (VI): Coproducciones eurojaponesas”

  1. Las de los años 70 la recuerdo absolutamente todas. Después ya dejé de ver dibujos animados (excepto por mis hijos pequeños).Muy interesante lo de la abeja Maya; no sabía que se basaba en una obra. Y en recuerdo maya era un ser encantador…

    Le gusta a 1 persona

    1. La abeja Maya me encantaba, jaja… La verdad es que no sé cómo no se aprovechó el tirón de la serie para vender la novela, me sorprende porque de muchas series de éxito no se llega ni a traducir el libro aquí… Es curioso.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .